04 agosto 2011

De animales y de bestias: Bestiarios medievales

Los Bestiarum se hicieron muy populares en las cortes medievales del siglo XII. Luego de ser sólo compendios ilustrados en los cuales se enumeraban animales y plantas, pasaron a tener una fuerte carga religiosa y moralizante, y así los bestiarios se convirtieron en enciclopedias no sólo de bestias reales sino también de seres míticos. De alguna manera, surgió la simbología que acompañaría a estos animales a lo largo de toda la historia de la literatura. El primer volúmen del que se tienen noticias es un anónimo griego del siglo II o III cuyo nombre es Physiologus. El mismo poseía información de animales y bestias extraída de obras de la época. Aunque también los persas desarrollaron libros con fábulas de animales quiméricos e irreales. Hacia la Edad Media, los bestiarios comenzaron a ser muy leídos y a ser tomados como obras de consulta, además de contener moralejas y parábolas cristianas. Muchos animales fueron tomados para representar el bien y el mal, siendo analogías tanto de Jesucristo – el pelícano y el ave fénix – como del Demonio – dragones, serpientes, arpías y basiliscos. El gran escritor argentino Jorge Luis Borges, amante de la literatura medieval e inglesa, publicó un pequeño Bestiario. En él, además de incluir animales y bestias del folklore conocido, incluyó seres imaginados y soñados por artistas y escritores. Fuente: josamotril.wordpress.com.

Para saber más: exposición ilustrada y explicada online, de la Biblioteca Nacional de Francia. ¡Visítala!

De animales y de bestias: Bestiarios medievalesSocialTwist Tell-a-Friend

1 Deja un comentario:

rosa dijo...

Hola!...
Te propongo un juego, a ti, que tienes cabeza...
http://mininyabonita.blogspot.com/2011/08/premio-para-la-nena-bonita-y-revisando.html
Seguro que puede ser interesante que recuerdes algo de toooodo lo que hay ;)
Un besito