21 enero 2010

Cómo hacer mocasines indios

Los mocasines (zapatos bajos a medida), son un tipo de calzado tradicional de América del Norte. Las sandalias tejidas, las botas y las polainas unidas a los zapatos también fueron producidas por los americanos nativos. Los orígenes de los mocasines se remontan a las frías y adversas condiciones climáticas del pasado del hombre que hicieron necesario hacer el calzado protector. El uso de mocasines o botas ha sido esencial para evitar que los pies se congelaran. En climas cálidos y alrededores templados, un calzado de protección resultaba menos importante y las personas podían fácilmente ir descalzas. La palabra “mocasín”, que tiene sus orígenes en el idioma de las tribus del este de América del Norte, tradicionalmente se refiere a un zapato con una lengüeta fruncida en forma de “u” en el empeine. El nombre de las personas de los Grandes Lagos de la tribu Ojibway significa "pueblo de los mocasines fruncidos”. La palabra Narragansett del sur de Nueva Inglaterra para “zapato” es 'Mocussinass' o 'Mockussinchass. Hoy en día la palabra “mocasín”, todavía con innumerables formas de escritura, generalmente se refiere a todos los tipos de zapatos de suela dura y blanda, con dedos fruncidos o sin ellos.

Los mocasines nativos americanos fueron diseñados para su entorno específico. Los mocasines de suela dura, normalmente hechos de dos o más piezas de cuero, se asocian a menudo con las llanuras occidentales y las zonas desérticas. La suela dura de cuero crudo moldeado y el empeine de cuero requerían una mayor confección que otras variedades de mocasín. Los mocasines de suela dura eran importantes para proteger a los pies de los duros cactus o de la hierba que cubría el suelo de las praderas, y de las rocas afiladas que no habían sido desgastadas por el agua. La lengüeta volteada hacia arriba de muchos mocasines de dos piezas (como los de los Apache) impidió que objetos afilados penetraran en las costuras e hirieran los pies. Los mocasines de suela blanda, a menudo construidos de una sola pieza de cuero, eran comunes en los bosques del este y fueron realizados con la elevación de la suela del zapato alrededor del pie y plegando o emparchando el material alrededor del empeine. Los mocasines de costura central de la suela y los mocasines de punta fruncida estaban bien adaptados para viajar a través de los bosques con hojas y los suelos cubiertos de agujas de pino. Algunos mocasines de suela blanda de los Llanos y la Costa Noroeste estaban hechos de una sola pieza, y se cosían a lo largo de uno de los laterales del pie en vez de estarlo en el centro.

Patrón

Imagen 1


Imagen 2


Imagen 3


Imagen 4


Imagen 5


Imagen 6

La forma más básica de mocasín de suela blanda fue el centro de costura simple hecho de una sola pieza de cuero curtido. Las partes de cuero se han planteado desde la base y los lados del pie cosidos a la costura central partiendo de un punto fruncido en la punta y siguiendo a lo largo de la parte superior del empeine. Algunas variaciones de la construcción de mocasines de suela blanda incluyen una pieza en forma de U de cuero, incorporado como una pala, mientras que otra pieza se añade a la parte posterior del mocasín para servir como un puño. Algunas tribus de los Grandes Lagos y los iroqueses utilizaban una pala ancha, agregada en una forma especialmente diseñada para cubrir la mayo parte de la parte frontal superior del mocasín. Otras tribus del Bosque Oriental hacían mocasines con una pala más corta o más estrecha que a veces se unía a una costura central fruncida que recorría el frontal superior hasta la punta.

Los mocasines se hacían con todo tipo de variaciones y adiciones de acuerdo a los estilos de las diferentes tribus. Tan característicos son algunos de los estilos de mocasín que uno podría darse cuenta de la tribu del usuario por sus huellas. Lengüetas de cuero o piel, se solían añadir para cubrir el tobillo, o se doblaba hacia abajo como un puño. Algunos mocasines se transformaban en botas con sólo conectarlos a las polainas. Piezas de cuero de diferentes tamaños en forma de “u” o elípticas se añadieron al empeine. Una lengüeta para los mocasines de suela dura y blanda se añadía con frecuencia y se cortaba en diferentes formas y se decoraban. Para fruncir la punta del pie de los mocasines de costura central típicos del bosque se utilizaron muchos métodos. Los característicos mocasines “nariz de conejo” o “perdiz” eran cosidos recortando primero el patrón en forma de una 'W'. Había también muchas maneras de terminar los talones de los mocasines. Variedades de mocasines del este de Woodland a menudo dejaban una pequeñísima lengüeta, o una cola, cortadas de diferentes formas, que arrastraban por detrás. Otros mocasines de una pieza no tienen cola, o la lengüeta se cose hasta el talón para un mayor refuerzo. Algunos mocasines de las llanuras y praderas marginales tenían colgados flecos en la costura del talón o añadido en el empeine, como los flecos seguían al caminante, lo que puede haber contribuido a borrar las huellas.

Los mocasines se hacían generalmente de las suaves pieles curtidas de ciervo, alce americano, alce o búfalo. El cuero crudo fue utilizado para los mocasines de suela dura. Las pieles de los animales más grandes eran mucho más gruesas que las de ante. Las pieles más gruesas eran más difíciles de coser, y producían mocasines más resistentes, más duraderos. La costura es más fácil con cuero suave curtido de la India, pero el cuero gamuzado industrialmente también es adecuado para hacer mocasines. El cuero comercial es muy parecido al cuero curtido, cuando es gamuza (en ambos lados), ya que el lado exterior de la piel ha sido separado. El espesor del cuero comercial se mide por el peso en kilos de un pie cuadrado de cuero. Los cueros muy finos para prendas de vestir, 1-2 oz. de peso, generalmente son demasiado delgados para mocasines prácticos, mientras que los cueros pesados, 5-6 oz de peso, puede ser casi imposible coserlos a mano. La piel de espesor medio (3-4 oz de peso) se recomienda para la mayoría de los mocasines de suela blanda. Los patrones deben ser trazados en la piel para que las piezas vayan acordes con el grano de la piel, para que los mocasines sean uniformes. Si se considera la conservación del cuero, las piezas pueden ser trazadas para que no se desperdicie cuero, pero como la piel se extiende en diferentes direcciones, la costura puede resultar un poco irregular.

Los mocasines estaban armados de dentro hacia fuera para ocultar la costura en el zapato terminado. La costura se llevaba a cabo tradicionalmente con tendones a través de agujeros hechos con un punzón de hueso. Para mayor comodidad, los nudos se mantenían en el exterior del zapato. La puntada látigo era de uso común en mocasines, a menudo con un ribete angosto añadido a todo lo largo de la costura para hacer el mocasín más fuerte y para ayudar a ocultar la costura cuando se diera vuelta al lado derecho. La puntada hilván también fue utilizada en lugares donde la puntada de látigo no era tan práctica, como por ejemplo en los flecos agregados. Las uniones eran a menudo ligeramente aplanadas en las partes fruncidas.

Aunque las técnicas de confección de mocasines son similares entre muchas tribus, la decoración de cuentas o plumas eran a menudo muy distintas. Los mocasines de Woodland eran usualmente decorados, por lo general con diseños florales o figuras zoomorfas, en el empeine o en la parte de la lengüeta, las decoraciones del bosque no solían cubrir los costados del mocasín. La solapa o el puño añadido alrededor del tobillo eran también decorados, o usados en posición vertical y sostenidos por correas envueltas alrededor del tobillo. Una pieza separada de terciopelo o cuero con cuentas o con plumas, era cosida a veces en la parte superior del puño o parte de la lengüeta. Estos paneles decorados podían ser quitados fácilmente de los mocasines cuando las suelas se desgastaban, y cosidos a un nuevo par. Los mocasines de los llanos a menudo dejaban el puño sin decorar, pero la parte del empeine o alrededor de la circunferencia cercana a la suela eran usualmente decoradas con cuentas geométricas y patrones de bordado. Algunas diseños de las llanuras cubrían toda la parte superior del mocasín desde el talón hasta los dedos del pie. Mocasines usados para un casamiento eran a menudo completamente cubiertos de cuentas. Para la preparación de los pueblos llanos en la otra vida, muchos mocasines usados en los entierros eran totalmente cubiertos de cuentas, incluso en la parte inferior de las suelas. Traducción: Silvina Kancepolski. Seguir leyendo aquí.

Cómo hacer mocasines indiosSocialTwist Tell-a-Friend

0 Deja un comentario: