07 mayo 2008

Sherlock Holmes: pero ¿qué es la ciencia?



Elemental, querido Watson.
Decíamos en la anterior entrada que le es difícil al hombre ser objetivo porque él mismo no es un objeto, una cosa, sino un sujeto, y como tal tiene emociones, sentimientos, ideas preconcebidas, creencias, que se interponen entre él y lo que ve o vive y lo que existe, como si tuviera gafas de colores o lentes de aumento.
Pensad que los hombres y mujeres tal y como somos hoy, aparecimos en la Tierra hace unos 40.000 años. ¿Qué hemos estado haciendo durante esos 40.000 años? ¿Por qué tardamos tanto en descubrir ciertas cosas del mundo que nos rodea y acerca de nosotros mismos?
No es cierto que las civilizaciones antiguas no tuvieran algunos conocimientos científicos. Los tenían. Tenían calendarios, en algunos casos exactos. Tenían conocimientos astronómicos y algunos conocimientos médicos, sociopolíticos y filosóficos. Sabían calcular muchas cosas, de lo contrario nunca se hubieran podido construir las pirámides en Egipto, o en el continente americano, ni la Gran Muralla China, ni el Partenón griego, ni las calzadas, ni el sistema de aguas y cloacas ni el Coliseo romanos ni las catedrales medievales ni otras tantas cosas. Pero ¿cuánto tardó el homo sapiens sapiens en crear su primer abecedario, en escribir con jeroglíficos o letras? ¿Cuánto tiempo transcurrió hasta que pudieron usar el cero para hacer cálculos más precisos? ¿Por qué la Prehistoria del hombre fue tan larga?
Se denomina Pre-historia al largo periodo durante el cual el hombre aun no escribía, e Historia, al periodo inmediato siguiente a partir del cual el hombre descubre el modo de dejar constancia escrita de lo que hace o sucede. Los primeros dibujos en las cavernas datan de hace unos 20.000 años...
¿Cuál creéis que es la respuesta?
De acuerdo con lo que hemos dicho, parece evidente (o a mí me lo parece) que lo que se interpone entre el hombre y los avances científicos o el conocimiento, son, en efecto, sus emociones y sus creencias, en algunos casos erróneas. También es posible que la lentitud con que se producen ciertos avances tenga que ver con los intereses particulares de quienes gobiernan o tienen mayores conocimientos. No pocas veces a algunos de nosotros nos parece que sobre ciertos temas es preferible no saber, o que otros sepan.
Os dejo un vídeo de Sherlock Holmes para que reflexionéis sobre esto.

Sherlock Holmes: pero ¿qué es la ciencia?SocialTwist Tell-a-Friend

0 Deja un comentario: